Ahorro factura

Cómo reducir la FACTURA ENERGÉTICA en oficinas

¿El gasto energético de tu empresa es muy elevado y no sabes cómo reducirlo?
Ahí van algunos #Linkonsejos sobre cómo ahorrar gastos en oficinas que seguro pones en práctica con asombrosos resultados.

El ahorro energético en las empresas se ha convertido en cuestión prioritaria independientemente del tamaño. Perseguir la eficiencia energética es un reto que sí está al alcance de cualquier negocio.

El mayor gasto energético en oficinas, ya sean pymes o multinacionales, corresponde a la partida de iluminación, seguido de los sistemas de refrigeración (aire acondicionado y calefacción). La mejor manera de controlar cualquier gasto es MIDIÉNDOLO.

 

GRÁFICA DEL CONSUMO ENERGÉTICO EN OFICINAS:

 

consumo energético en oficinas ,

 

Lo que no se mide, no se puede mejorar”.

William Thomson Kelvin, (Lord Kelvin).

 

Y eso solo es posible cambiando el contador fiscal por uno inteligente con telemedida que te proporcione información detallada sobre tus consumos, picos de potencia, excesos de reactiva, cortes de tensión, sobretensiones, y que evite lecturas estimadas. Además, te permite optimizar la potencia contratada, ya que en ocasiones contratamos por desconocimiento una potencia superior a la necesaria que nos acarrea un coste extra. Esta será la MEDIDA más importante que tomaremos si realmente nos interesa que nuestra factura se reduzca considerablemente.

 

Aquí os dejamos algunos #Linkonsejos para REBAJAR LA FACTURA…

 

  1. ¿Cómo reducir el gasto de LUZ

  • Imprescindible utilizar iluminación led.
  • Eliminar luminarias innecesarias.
  • Utilizar luz natural en las zonas de la oficina donde se pueda prescindir de la artificial.
  • Programar encendidos y apagados para evitar que las luces queden encendidas durante horas donde no hay presencia de personal.
  • Los sensores de movimiento en aseos, zonas de paso o almacén pueden ser un buen aliado pues se trata de espacios que no son frecuentados durante todas las horas del día.
  • Evitar aparatos en stand-by. Con la teleactuación es posible controlar el encendido y apagado desde la distancia, incluso programarlos para evitar consumos fuera de horario.
  • En lugar de secadores de manos eléctricos, utilizar toallas o papel de manos reciclado.

 

  1. ¿Cómo reducir el gasto de AIRE frío-calor:

  • Utilizando sondas de temperatura y humedad para optimizar el consumo y lograr un mejor confort y calidad del aire.
  • En invierno, retirar las cortinas y subir las persianas para aprovechar el calor del sol.
  • Tener los filtros del aire siempre limpios para evitar así obstrucciones y un mayor consumo.
  • Mantener una temperatura adecuada según la estación del año. El IDAE (Instituto para la Diversificación y el Ahorro) recomienda fijar una temperatura del aire acondicionado en verano de 26ºC y en invierno ajustar la temperatura de la calefacción a 21ºC. Por cada ºC en que se incrementa o disminuye la temperatura del edificio, el consumo energético aumenta en un 8%.

 

  1. ¿Cómo reducir el gasto de AGUA:

  • Utilizar temporizadores de agua para evitar sobreconsumos.
  • Instalar reductores de caudal de agua.
  • Evitar consumo de agua fuera de horario laboral. Se pueden instalar válvulas de cierre y apertura, controlables a distancia con la teleactuación.
  • Instala cisternas de doble descarga.
  • Comprueba el estado de las instalaciones para evitar fugas en grifería.

 

Y por último, concienciar a los trabajadores para que hagan un uso responsable de las instalaciones.

 

Lo que no se mejora, se degrada siempre”.

William Thomson Kelvin, (Lord Kelvin).

 

Como dijo Lord Kelvin, físico y matemático británico, mejor poner soluciones antes de que no haya remedio.

 

Algunos de estos consejos los podéis poner en prácticas desde ya. En otros casos, como el cambio de contador, requeriréis de la gestión de un asesor energético. Nadie mejor que él para asesoraros sobre cómo reducir el gasto energético en la empresa.

 

Si necesitáis más información sobre contadores inteligentes o asesores energéticos por vuestra zona, podéis poneros en contacto con nosotros y os asesoraremos de forma totalmente gratuita. Y recuerda: “Lo que no se mide, no se puede mejorar”.

 

También te puede interesar este artículo sobre cómo entender la factura de la luz.

 

Quiero reducir mi factura energética